Foto de agua creado por freepik - www.freepik.es

La alternativa sostenible: Agua del grifo

Autora: Maike Radermacher (1) Departamento de Relaciones públicas de TradeMachines (Berlin)

Beber mucha agua es estupendo, especialmente en verano. Sólo hay un problema: La botella de plástico. En España se beben 2,8 billones de litros de agua embotellada cada año. Cantidad suficiente para llenar el estadio Camp Nou ocho veces. En términos de consumo per cápita ocupamos el sexto lugar en Europa. Y esto a pesar de que tenemos acceso a agua limpia del grifo, que también es mucho más barata que el agua embotellada.

El agua del grifo tiene muchas ventajas: Para cada uno de nosotros, pero sobre todo para el medio ambiente. Para el alimento número uno se está gastando más dinero del que realmente se necesita. Mientras que pagamos un promedio de 20 céntimos por litro de agua embotellada, un litro de agua del grifo nos cuesta sólo 0,16 céntimos. No sólo ahorra tu cartera, si no que tampoco tienes que cargar con todas estas botellas de agua. El agua del grifo está siempre disponible, está estrictamente controlada y por lo tanto de mayor calidad.

Lo más importante, sin embargo, es mejorar nuestra huella ecológica eligiendo agua del grifo. Las botellas PET se producen a base de petróleo: Se necesitan 100 ml de petróleo para una botella de plástico, además de carbón, gas natural y agua. Una vez que la botella ha sido producida y llenada, también debe encontrar su camino a los supermercados locales. Casi toda el agua del grifo proviene de la región y por lo tanto no tiene que viajar largas distancias. Mientras que una parte del agua embotellada que compramos aquí en España se encuentra a varios cientos de kilómetros de distancia.

¿Y qué pasa con los 9 millones de botellas de plástico que usamos a diario?. La eliminación de las botellas PET también supone un gran riesgo al medio ambiente. El 66% de las botellas ya están recicladas en España, pero sólo 7% se usa para fabricar nuevas botellas. El resto es procesado en plásticos de calidad inferior que no pueden ser reciclados.

El reciclaje no es la mejor solución
Lo prioritario es REDUCIR el uso de envases

Una vida cotidiana ecológica puede ser muy simple: Echa un vistazo a este infografía y di: ¡No a las botellas de plástico! Y cualquiera que diga “No me gusta el agua del grifo” puede simplemente filtrarla, aromatizarla con hojas de menta o incluso carbonizarla con gaseosas. Este pequeño cambio es un gran paso hacia una mejora planeta.

Cabecera: Foto de agua creado por freepik – www.freepik.es

(1) Maike Radermacher trabaja en el departamento de relaciones públicas de TradeMachines, un motor de búsqueda de maquinaria industrial usada. TradeMachines promueve la reutilización de máquinas usadas. En su opinión, el reciclaje de máquinas es necesario para conservar los recursos y así proteger el medio ambiente. El comportamiento respetuoso con el medio ambiente no sólo es el fondo de su negocio, sino que también está anclado en su trabajo diario y el equipo que lo compone es consciente del problema. La separación de residuos ya no es una cuestión y bebemos agua del grifo filtrada, y opcionalmente carbonatada. Por lo que que ahora se han propuesto llamar la atención sobre el  problema que supone el uso de las botellas PET.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *